Estimulación cerebral profunda: el “interruptor” neuronal

DeepBrainStimulation

¿Es posible “encender” y “apagar” determinados circuitos cerebrales como si tuviéramos un interruptor? Esa es la pregunta a la que el neurocirujano de la Universidad de Toronto (Canadá) Andrés Lozano ha tratado de dar respuesta, y a juzgar por sus hallazgos la respuesta no sólo parece ser afirmativa, sino que además la metáfora del interruptor de corriente eléctrica parece convertirse en algo prácticamente literal. Andrés Lozano es pionero en la técnica conocida como “estimulación cerebral profunda” (Deep Brain Stimulation, DBS), que él mismo explica en una charla aparecida en la web de TEDtalks recientemente.

Lo que hacemos –afirma- es colocar electrodos por todo el cerebro. Otras veces, hacemos hoyos en el cráneo del tamaño de una moneda, y ponemos electrodos dentro, y este electrodo queda por debajo de la piel completamente y baja hasta un marcapasos en el pecho y con un control remoto, muy parecido al de la televisión, podemos ajustar cuánta electricidad llega a estas áreas del cerebro. Podemos subir o bajar, encender o apagar”.

dbs_imageLas implicaciones terapéuticas de este avance son numerosas, y como se ve en el video de TEDtalks, los resultados resultan ciertamente sorprendentes en pacientes aquejados por enfermedades que cursan con síntomas motores, cognitivos o del estado de ánimo. Por ejemplo, la estimulación cerebral profunda ha sido aplicada en pacientes con depresión resistente a otros tratamientos (Mayberg et al. 2005; Lozano et al., 2008McNeely et al., 2008; Kennedy et al., 2011; Lozano et al., 2012), Parkinson (Lozano et al., 2002; Bronstein et al., 2011; Lozano, 2012), Alzheimer (Laxton et al., 2010), trastorno obsesivo-compulsivo (Aouizerate et al., 2012), anorexia nerviosa (Lipsman et al., 2013) o epilepsia (Hodaie et al., 2002; Hamani et al., 2009), entre otros trastornos. En la actualidad, según los autores, las investigación sobre esta técnica se enfrentaría principalmente al reto de determinar qué circuitos cerebrales y trastornos pueden ser tratados con la estimulación cerebral profunda. En cualquier caso, se trata de un ámbito de investigación en clara expansión, como apunta una reciente revisión de Lozano y Lipsman (2013) aparecida en la revista Neuron.

figure 1

Número de publicaciones/año sobre DBS. Fuente: Lozano y Lipsman (2013)

La presentación de Andres Lozano para TEDtalks resulta amena y las explicaciones son realmente claras, algo a lo que sin duda contribuye el empleo de videos con casos reales en los que esta técnica ha sido utilizada y en los que se pueden apreciar los cambios entre el “antes” y el “después” de su aplicación. Como él mismo concluye, la combinación de los avances en neurología y en tecnología podría revolucionar el panorama de la intervención en el futuro, con resultados prometedores.

Referencia recomendada:

ResearchBlogging.orgLozano AM, & Lipsman N (2013). Probing and regulating dysfunctional circuits using deep brain stimulation. Neuron, 77 (3), 406-24 PMID: 23395370

Otras fuentes (medios de comunicación):

Andrés Lozano: “La electricidad puede activar la memoria” (El País, 03.02.2008)

Alzheimer’s: Deep brain stimulation ‘reverses’ disease (BBC News, 28.11.11)

Deep brain stimulation: how far can it go? (Edge, Winter 2013)